El Comité Permanente del Patrimonio de Canadá ha publicado un estudio sobre la remuneración de los creadores 29/may/2019

Leire Gutiérrez Vázquez Industias Culturales/Otros

En mayo de 2019, el Comité Permanente del Patrimonio de Canadá (Standing Committee on Canadian Heritage), dependiente de la Cámara de los Comunes (House of Commons) ha publicado un estudio en el que analiza los modelos de remuneración de los artistas y de las Industrias Culturales del país.

En primer lugar, el estudio se centra en localizar los problemas comunes que afectan a todas las Industrias Culturales por igual, para posteriormente, plantear desafíos y propuestas que podrían mejorar la situación de los creadores en el país, especialmente, en la industria musical, en la industria del cine y la televisión, en la industria editorial y, por último, en la industria de arte visual.

Para su elaboración, el Comité Permanente ha mantenido 19 reuniones con expertos en la materia, ha escuchado 115 testimonios y ha tenido en cuenta 75 escritos presentados por las partes interesadas, entre los que se incluyen representantes de todas las Industrias Culturales, así como funcionarios del gobierno.

Al igual que ocurre en Europa, los testimonios aportados por las partes han reflejado que existe una gran brecha de valor - también conocida por sus siglas en inglés como Value Gap – entre el contenido que disfrutan los consumidores y los ingresos que reciben los creadores en Canadá. En relación con lo anterior, el informe señala que, con la llegada de Internet, las políticas legislativas en materia de propiedad intelectual se quedaron obsoletas, dejando a los creadores en situación de indefensión, al no estar adaptadas a los nuevos modelos de negocio como son las descargas o el streaming.  

Así mismo, el estudio destaca que como consecuencia de “la incapacidad política de evolucionar en línea con las nuevas tecnologías”, se ha impedido que los artistas reciban una remuneración justa por el consumo que se hace de sus obras en el mercado, lo que ha derivado, en la mayoría de los casos, a que los creadores de diferentes Industrias Culturales no hayan podido vivir de su trabajo.

El estudio concluye con un total de 22 recomendaciones tanto para la Cámara de los Comunes como para el Gobierno de Canadá, entre las que destacan: un mayor apoyo a los creadores y a las industrias culturales para que se adapten al mercado digital; la promoción del desarrollo de los servicios contenidos en streaming; el aumento de políticas educativas para los consumidores en aras de concienciar sobre la importancia de los derechos de autor y la remuneración de los creadores; la revisión de las limitaciones y excepciones, y la regulación en materia de puerto seguro para garantizar la responsabilidad de los proveedores de internet , cuando a través de servicio se realiza una puesta a disposición de contenidos protegidos sin autorización.

Como publicó el Instituto Autor en abril, el Gobierno de Canadá tiene la intención de apoyar las Industrias Culturales y Creativas, lo que se ha visto reflejado en los presupuestos generales del gobierno, que ha previsto una partida de 40 millones de euros (60 millones de dólares canadienses) – para el año 2019 y 2020 - con el objetivo de impulsar los desafíos tecnológicos que vive el sector cultural. Con esta partida el gobierno de Canadá tiene el objetivo de avanzar en los desafíos planteados, así como poner en práctica las recomendaciones más importantes planteadas en el estudio, y son de vital importancia para revertir la precaria situación en la que se encuentran los creadores en el país.

Fuente: Estudio sobre la remuneración de los artistas/autores en Canadá – 1ª sesión del 42º Parlamento.

 

No te pierdas nuestra newsletter

Te enviaremos máximo un email por semana y no compartiremos tu email con terceros.